Castellano

Noé - Stupía ¡Me arruinaste el dibujo!

20 de julio de 2017

El próximo sábado inaugura ¡Me arruinaste el dibujo! una exposición que reune una selección de obras realizadas por Luis Felipe Noé y Eduardo Stupía "a 4 manos". A las 19hs los artistas compartiran la experiencia con el público.

La relación lineal

Luis Felipe Noé (1933), el artista vivo más importante de la Argentina, y Eduardo Stupia (1951), el mayor referente del dibujo contemporáneo argentino, conforman el dúo que creó en 2011 la exposición “Me arruinaste el dibujo” en el C. C. Borges y que hoy se presenta en formato abreviado en la sala de exposiciones del Centro Cultural el Patio de Berazategui.

La relación artística entre Luis Felipe Noé y Eduardo Stupia data de 1976. Cuando  Noé, el célebre artista del grupo “Nueva Figuración” quiso conocer a Stupia, el artista que recién se lanzaba y a quien convocó para una exposición. En 1988 lo vuelve a invitar para la exhibición colectiva “El pensamiento lineal”. En el año 2001 ambos realizan una obra en conjunto titulada “Dos no hacen uno”, que continua su pensamiento en torno a la línea.

En la serie que compone “Me arruinaste el dibujo” ambos artistas suben la apuesta y realizan toda las obras en colaboración. Los trazos de tinta se deslizan sobre el papel marcando las respiraciones de ambos. La línea se transforma en una proyección de la pulsión de vida y deja huellas sobre la superficie blanca. Esta modalidad constituye una constante en el trabajo de ambos, pero de modos muy diferentes. En Noé la línea arrasa con el espacio y el pincel de abanico peina la superficie sinuosamente para danzar en contrapuntos. En cambio Stupia trabaja la intimidad y complejidad de la línea que se trama en madejas de tinta cuidadosamente articuladas y donde el espacio en blanco hace vibrar cada uno de los minúsculos gestos.

En la selección de obras que conforman esta exposición, los artistas, a modo de diálogo, irrumpen en el silencio del papel con un rasgo lineal que los lleva por los laberintos de la imagen y a converger en la línea del otro. Para superar el pudo de ambos cuando decían dos no hacen uno, acá demuestran que dos hacen tres y más; al romper el individualismo gráfico y dar lugar a una nueva relación lineal con el dibujo “a cuatro manos”.

Me arruinaste el dibujo constituye un poético diálogo visual de dos grandes maestros del arte argentino.

 

Cecilia Ivanchevich.